Significado arcanos menores según su número, el 4

 

CUATRO:

El cuatro es un número de cambio, movimiento, transformación, creatividad y originalidad. Es un número eléctrico cuya presencia anuncia que nada continuará como era. Denota los cambios en el tiempo; la necesidad que tiene el consultante de romper su rutina, de buscar y aceptar lo nuevo. La presencia del número cuatro nunca es armónica porque siempre está desafiando lo que ya existe.

El cuatro se rebela ante las creencias tradicionales y también ante todo tipo de ataduras. Esotéricamente, según Pitágoras, el cuatro es el símbolo del Principio Eterno de la Creación. Cuatro son los puntos cardinales, cuatro son los elementos: fuego, tierra, aire y agua. Cuatro son las letras hebreas con las que se expresa el nombre de Dios: Yod-He-Vau-He. Su color es el azul eléctrico.
Astrológicamente, el número cuatro está regido por el planeta Urano. Este astro rige la creatividad, la originalidad y la rebeldía. Gracias a su influencia se diferencian las personas entre sí. Este astro, al igual que el cuatro, rige los amigos del consultante. Urano origina sucesos imprevistos y repentinos, y también trae viajes, especialmente en avión.

El número cuatro representa dos muebles típicos: la mesa, alrededor de la cual se reúnen personas para festejar o tomar decisiones; y la cama, que puede asociarse tanto a una enfermedad como a un encuentro sexual. Las personas descriptas por este número son rebeldes a todo tipo de autoridad; su manera de pensar es muy personal e independiente y, en los casos más extremos, muestran actitudes anárquicas, excéntricas o inconstantes. 

Las situaciones descriptas por este número son inesperadas, insólitas y repentinas. Generalmente, estos sucesos no son duradero, pero marcan hitos o situaciones que el consultante recordará siempre; sin embargo, estos hechos son difíciles de predecir debido a la naturaleza sorpresiva del cuatro.

CUATRO DE OROS

Creatividad. Iniciativas para negocios. Buenas ideas. Reunión importante: mesa de negociaciones. Viaje de corta duración por asuntos de negocios. El cuatro es una plataforma de seguridad necesaria para proponerse nuevas experiencias que nos hagan avanzar por el camino del conocimiento de uno mismo, teniendo como meta la acción en el mundo. Considerado como tal, el cuatro es esencial, sin embargo como una finalidad conduce al estancamiento y la decadencia.

Con el cuatro de Oros tenemos una buena salud y el dinero suficiente, aunque debemos ser conscientes del carácter efímero de todos los bienes materiales. A ese nivel, el que no avanza y se niega a cambiar, retrocede. La aparente estabilidad del cuatro de Oros oculta una inestabilidad sagrada. Si el cuatro no se pone en acción, se petrifica poco a poco. Hay que invertir y hacer que la riqueza participe en la corriente de la vida. Una semilla que no brota no produce planta alguna.

Esta carta asegura la estabilidad material, pero no la espiritual. Sin embargo es la base sobre la que asentamos la espiritualidad Esta carta evoca el hogar, la salud, un territorio, algo cuya buena marcha depende de que no se produzca un estancamiento en lo adquirido. Los aspectos negativos de la misma nos remiten a todos los estados de estancamiento material: la cárcel, los problemas de sobrepeso de nuestro cuerpo, un trabajo donde uno no se realiza, el paro, una situación económica estancada, una familia encerrada en sí misma

AL REVÉS: Reunión sentimental importante. Presentación en familia. Festejo de lujo o de fecha muy destacada. Viaje de placer.

CUATRO DE COPAS

Emociones inestables y cambiantes. Encuentros inesperados. Cita sorpresiva. Indecisión sentimental. Reunión de amigos. Mesa de festejo. Representa el renacimiento, situaciones bruscas, amores poco fiables. Esta carta recomienda no bajar la guardia para con las personas que rodean a los consultantes. Representa engaño. El sentido dominante de la carta es la sumisión, por tanto es una carta que advierte al consultante de sucesos inesperados, siendo probable que se vea envuelto en situaciones difíciles, por lo que será adecuado mantenerse alerta.

AL REVÉS: Emociones caóticas; pérdida de tiempo en relaciones pasajeras o superficiales. Puede ser homosexualidad según como salga. Cama de depresión. Amigos extravagantes e irresponsables. La rutina oprime al consultante y le lleva a buscar salidas placenteras sin mucha selección.

CUATRO DE ESPADAS

No hay diferencia si sale derecha o al revés. Enfermedad de cama. Agotamiento nervioso. Estrés. Oposiciones repentinas e inesperadas. Desacuerdo de opiniones y conceptos. Generalmente, esta carta indica que el consultante siente un gran agobio interno que puede llevarlo a producir cambios repentinos, sin previa meditación. 

Es como si se sentiría en el medio de las cuatro espadas: éstas señalan las exigencias u obligaciones que le oprimen y coartan su libertad. Si el consultante no tiene la fuerza para emprender algún cambio, entonces se enfatiza la idea de enfermedad. Hay falta de paciencia y perseverancia.

AL REVÉS: El reposo está concluido,las fuerzas renovadas, y es hora de volver a la lucha. Inquietud ante nuevos desafíos, valor para actuar tras un tiempo de miedo o inactividad. Persona que "sale de su escondite" y lucha por lo que quiere. Todos los autores coinciden en que estra carta aconseja prudencia para manejar las energías después del descanso o reposo.

CUATRO DE BASTOS

Tiene una connotación completamente erótica. Indica placer sexual. Encuentro secreto o inesperado. Intimidad. Deseo. Pasión ardiente. Domina el impulso y no la razón. Esta Carta representa el Convenio entre Dios y los Hombres. La salida de la Oscuridad gracias a un Mesías, que representará a Dios en la Tierra, con el propósito de Salvar a los Hombres. Reunión con la Luz Divina en el Plano Astral. 

El que se reconozca en ésta Carta, tiene la obligación Espiritual de guiar a los demás hacia la Luz. Continuidad en el Sendero de la Evolución Espiritual. Cuarta Generación del Hombre en la Tierra.

AL REVÉS: El Cuatro de Bastos invertido en una tirada de Tarot nos puede indicar que vivimos confusos o con mucho estrés, se vive con malestar, peleas y desacuerdos, puede indicar situaciones negativas, desgracia, tambien que se vive bloqueado o sin energías, puede indicar un mal proyecto, negocio, trabajo o  planes inacabados, indicar un hogar infeliz, una casa que no se termina, puede indicar una anulación, un aplazamiento de una celebración, por problemas, demoras o malos entendidos. Puede indicar una relación de pareja aun no preparada para la union. 

Puede indicar familias peleadas o enfrentadas entre si, ya que esta carta invertida nos indica lo contrario a la carta en su posición normal, nos sugiere que actuemos con cautela y no corramos al hacer las cosas, que reflexionemos y no seamos impacientes a la hora de actuar, nos puede indicar que sigamos intentando una y otra vez lo que deseemos conseguir, que si queremos ganar tenemos que estar dispuestos a mostrarnos agradecidos al mundo y apreciar las pequeñas cosas que realmente importan.