El tarot, un camino de desarrollo Personal


Es un camino que nos lleva a evolucionar y a desplegar nuestro potencial dormido. Tiene múltiples usos y dimensiones, una de las cuales y más conocida es el oráculo. Esta no es la finalidad más valiosa porque la predicción actúa como profecía de autocumplimiento, es decir, induce a la persona a cumplir lo que dice esa predicción.

El Tarot es un sistema de autoconocimiento de gran profundidad, que a través de la meditación con los Arcanos Mayores nos permite conocer el sentido de lo que nos ocurre y qué perspectivas se abren ante nosotros. Esto amplía nuestra capacidad de responder a los acontecimientos como Protagonistas de nuestro propio viaje evolutivo, a diferencia de la Predicción que nos deja en el rol de ser espectadores pasivos de las circunstancias.

Profundizando en el Tarot como lenguaje simbólico, abordaremos su dimensión terapéutica. En la misma podremos ver los conflictos actuales en los diferentes aspectos de nuestra vida, producto de patrones de conducta repetitivos que bloquean nuestra realización personal y que derivan de nuestra programación infantil.

El Tarot nos ayuda a reconocer cuáles son nuestras necesidades esenciales, las que nos conducen a un camino de crecimiento y evolución que Jung llamó "proceso de individuación" o "Viaje del héroe" y que consiste en el trabajo que cada uno de nosotros debe realizar para dar a luz aquello que nos hace únicos y diferentes y que, al mismo tiempo, nos une con la totalidad.

Además es un arte creativo en el sentido que nos permite desarrollar nuestra intuición e imaginación.

El aprendizaje de este lenguaje simbólico nos pone en contacto con esa dimensión creativa a fin de que aprendamos a considerar que lo que es patrimonio de artistas y poetas anida también en lo más profundo de nuestro ser y solo espera que nos atrevamos a convocarlo.

"El Tarot más que para predecir el futuro, sirve para crearlo".



Si te ha gustado esta ORACIÓN, puedes hacer clik en ME GUSTA, en + 1 y de compartirla en FACEBOOK, TWITTER, CORREO ELECTRÓNICO y demás redes sociales.