Técnicas para la lectura del Tarot

Como con la mayoría de las cosas, las técnicas aplicadas al tarot pueden ahorrarnos mucho tiempo y energía.  Las técnicas  ayudan a aprender el Tarot mucho más rápido. Para el principiante, una lectura de Tarot se basa en las técnicas, todas estas son opciones que el principiante tiene que hacer al comenzar a conocer este arte. Es muy importante la empatía con los consultantes, la intuición a la hora de interpretar las cartas y la sensibilidad para saber transmitirlo pero el uso de técnicas específicas puede hacer que la lectura del tarot sea más fácil y más asequible para los que nos rodean.

Las técnicas están diseñadas para ser dejadas en el momento que sepamos de memoria cada tarjeta y sus diferentes extensiones compuestas, para ayudar a llegar un punto sin esfuerzo, donde la lectura de las cartas del Tarot se convierta en algo que no requiera de ningún pensamiento. Esta es la diferencia entre hacer una lectura de Tarot, y participar en una lectura de cartas del Tarot.

No hay que confundir las técnicas para la lectura del tarot con el modo de realizar tiradas ya que son cosas completamente distintas. Cuando nos referimos a técnicas estamos hablando de aplicar una serie de hábitos que harán que las lecturas sean más fáciles de realizar. Siguiendo las pautas aquí recogidas se puede llegar a leer el tarot de una forma clara, concisa y asequible para todo el mundo.

La lectura del tarot se enmarca en la creencia de que las cartas pueden ser usadas para comprender situaciones actuales y futuras. Algunos creen que las cartas son guiadas por una fuerza espiritual como guía, mientras otros creen que las cartas los ayudan en introducirse a un inconsciente colectivo. Si bien los inicios y la evolución de la técnica de lectura de cartas no están aún definidos, muchos historiadores y especialistas en ciencias ocultas acuerdan con establecer los comienzos del tarot en las regiones de China, India o Egipto.

No obstante, se han registrado manifestaciones del tarot más antiguo que datan del siglo XV, en España, Francia e Italia. Según las evidencias históricas, la interpretación de las cartas de tarot se usaba para explicar diferentes situaciones y aspectos de la vida diaria, del mismo modo que para describir virtudes de la condición humana, como el temple y la honestidad.

No sólo es necesario aprenderse los significados y saber bien las cartas, sino dejarse llevar por lo que significa cada uno, por sus colores y por las ilustraciones que cada arcano posee. La técnica para aprender el significado del tarot es la observación de lo que hemos apuntado anteriormente de sus figuras y colores junto a nuestra propia intuición ósea lo que esa carta en especial nos quiere decir. Para poder memorizar sin problemas lo que cada arcano nos quiere decir es tan fácil como mirar esa lámina y de ahí sacar nuestra propia interpretación.

Por ejemplo: Los oros nos recuerdan el dinero, todo lo que tiene que ver con lo material. Las copas y ese color rojo todo lo relativo a sentimientos, todo el amor que cabe en esa copa, todos los sentimientos etc. Los bastos y ese color marrón, el trabajo, el esfuerzo que necesitamos para conseguirlo. Las espadas, la lucha diaria, incluso las partes negativas de personas o cosas, disputas o enfados, rupturas. Así en poco tiempo en cuanto veamos una carta sabremos qué representa y qué quiere decirnos.

Llegará un momento en que ya no pensaremos conscientemente sobre las dignidades elementales, la adivinación de los significados de tarjetas, todas estas cosas ya no serán necesarias para poder leer en el Tarot. Cuando esta fase sucede, inmediatamente abandonaremos la técnica.

Existen variadas técnicas dejando aparte la ya mencionada de aprenderse de memoria símbolos, nombres e imágenes. Algunas de estas técnicas son:

Tomar riesgos: Esto es esencial para conseguir una lectura de Tarot correcta. Uno de los mejores riesgos es la de interpretar las cartas del Tarot, literalmente. En términos más concretos, decir exactamente lo que ve y dice con absoluta confianza. Usted se sorprenderá de cuán precisa puede llegar hacer su interpretación y las predicciones. Esta técnica es una de las mejores maneras que puede emplear para recuperar una lectura y es también uno de las más fáciles de implementar. Hay un montón de maneras de interpretar las cartas literalmente. La clave para utilizar esta técnica es tomar un riesgo y ser lo más literal posible, con lo que se ve en las cartas.

La participación del consultante es básica para ayudar al consultor a centrar la mente en las cartas. Esta técnica está diseñada para estimular al cliente para hacer preguntas, explicar un poco sobre su vida que le espera a la hora de abrir las cartas. Hay otras técnicas disponibles en la que puede sentirse más cómodo de usar. Sólo tiene que seleccionar una que sepa que funciona bien para poner en una dimensión psicológica a las cartas. Esta técnica logra dos cosas. En primer lugar, permite que el cliente sepa que las cartas se representan con precisión en su estado emocional y en segundo lugar, se supone que el cliente debe saber todo lo que está ocurriendo, si usted ya sabe cómo se siente. Bien hecho, esta técnica asegura al cliente que la lectura va bien y les da la confianza suficiente para empezar a hacer preguntas.

Una de las técnicas básicas a aplicar es la de saber escuchar. Naturalmente, si se está leyendo para otra persona, escuchar es un componente esencial para poder dar una lectura. Cada lectura que se hará será única y diferente, al igual que para cada persona que lea. A través de lo que el consultante cuenta se puede saber mucho de sus temores lo que llevará al consultor a comprender mejor la situación del consultante. 

Además escuchando se aprende a establecer conexiones entre las cartas, marcado por lo que el cliente habla. No sólo está el desarrollo de una relación natural con el cliente, sino que también estará aprendiendo acerca de las combinaciones de las cartas expuestas en el Tarot.

La técnica intuitiva es justamente lo que uno se imagina. Con este método uno usa su intuición para guiarle en las interpretaciones. Tal vez usted ha estado usando este método sin darse cuenta del nombre. A veces escoge una carta y aunque reconoce que tiene tal significado, algo le da por decir algo distinto. Tiene una 'presencia' que esta carta, en este caso, tiene un significado distinto. ¡Es su intuición! Acéptela aunque le parezca raro o ridículo. Verá que muchas veces lo que usted pensaba va de acuerdo con la situación mucho más que la definición 'correcta'.

Algunas personas creen que el tarot intuitivo y el psíquico son iguales, pero esto no es verdad. Tal vez le parezca que una persona está usando poderes psíquicos, cuando actualmente solo se dan cuenta de cosas que otras personas tal vez no notan. La gente verdaderamente psíquica tiene habilidades extraordinarias que utilizan para leer el tarot. No se puede decir por seguro si tales personas actualmente existen. Lo que sí es seguro es que cualquier persona puede ser intuitiva y solo necesitan desarrollarse. Siga lo que a usted le parece correcto. Se quedará sorprendido cuando vea cuantas veces le sirve este método.
Técnicas para la lectura del Tarot